Usuarios
space Eres un invitado
Regístrate Regístrate
 

¿Necesitas ayuda?
Publicidad


¿Cansado de la publicidad?
Optimizado para Firefox
Navega con Firefox
Portal compatible
 
Entrevista Gaceta Universitaria
[Entrevistas]
30/10/2002 - Itziar Romera
1218 Lecturas

Hace un mes llené un estadio en Lima y hoy me preguntan quién soy

  Este peruano, muy de moda en su país y con cinco discos a sus espaldas, ha decidido dar el salto internacional y presentarse en España con A tiempo. Él lo ve como una forma de "empezar de nuevo" y un ejercicio para controlar tu capacidad de frustración, algo "muy necesario en esta carrera".

Su carrera musical se inició en serio a los 20 años, cuando editó su primer disco, pero hizo sus primeros 'pinitos' desde bien pequeño, cantando a los 6 con su padre -también músico- y haciendo teatro a los 11 con su madre, actriz de profesión. Sin embargo, Gian Marco afirma que nadie le impuso nada, y que empezó a cantar por "necesidad, cuando mi padre me quitó las propinas de los domingos al acabar el colegio".

"A veces me pregunto dónde ha quedado mi sensibilidad"
Entonces tenía 16 años. Llevaba componiendo canciones desde los 14 y empezó a curtirse en un restaurante italiano en el que "nadie me escuchaba", algo que mereció el comentario paterno de "tienes que tener pelotas para hacer esto". No sabemos si por entonces ya se intuía el éxito futuro, pero su trayectoria musical habla por sí sola. Ahora, en pleno éxito, ha decidido dejarlo todo y probar mejor suerte al otro lado del océano, algo que le resulta "un poco fuerte". "Hace un mes -explica- di un concierto en Lima y llené un estadio con 40.000 personas y ahora vengo aquí y tengo que acostumbrarme a que la gente me pregunte y tú... ¿quién eres?".

Lo lleva con mucho sentido del humor: "No veas lo que me ahorro en psicoanálisis, sobre todo con vosotros los periodistas, que me obligáis a responder muchísimas preguntas sobre mí mismo".

Preparación

¿Cómo se prepara un artista que ya conoce el éxito para dar este salto? La clave es la confianza. "Tienes que tener muy claro que tienes una preparación musical buena y estar preparado emocionalmente para enfrentarte a otros mercados. En cuanto al disco, lo preparé con el mismo amor pero con mejores armas: mejores estudios, con Emilio Estefan... y además me tomé un año para escribirlo".

Y dio el salto. Su carta de presentación es A tiempo, 13 canciones con las que pretende "no sólo vender discos, quiero crearme un público aquí, tal y como lo hice en mi país". No le da miedo que el mercado pueda estar saturado de músicos latinos, "porque le han puesto esta etiqueta a un montón de corrientes distintas dentro de las cuales yo tengo mi aportación personal", nada más y nada menos que "lo que traigo de mi país, la música afroperuana con instrumentos como el cajón peruano, la zampoña... teniendo mucho cuidado, eso sí, sobre todo por lo que puedan decir los puristas" (risas).

Una propuesta que viene aderezada con su particular forma de componer -"para mí es un estado de ánimo"- y que le ha llevado a escribir para grandes artistas, últimamente sobre todo con Jon Secada. Entre sus méritos más sonoros se encuentra la co-autoría del tema El último adiós, que grabaron numerosos artistas para recaudar fondos a favor de las víctimas del 11-S.

"Fue una experiencia bonita, pero me provoca un doble sentimiento: por un lado, profesionalmente hablando, fue estupendo, pero en mi país hemos vivido 20 años de terrorismo, he perdido amigos, he visto cómo despedazaban un niño... y lo cierto es que el corazón ya no se te mueve igual. Y esto me preocupa. A veces me pregunto dónde ha quedado mi sensibilidad".

[ Volver Atrás ]
[18] SQL queries
Generated at [24/06/2008 00:55:36]